En busca de soluciones

Publicado el
Tras el duro varapalo de Mestalla, y antes de la jornada de liga frente al Girona, el punto álgido para la entidad amarilla se encuentra en la búsqueda de jugadores para reforzar al equipo de cara a la segunda vuelta.

Despúes del huracán que azotó a la UD Las Palmas en Mestalla en la noche de ayer, amanece un día más tranquilo, por lo menos desde fuera, en el club grancanario. Después de la tormenta siempre llega la calma, dicen. Eso es lo que espera Paco Jémez del equipo.


Esperando soluciones que a día de hoy siguen tardando en llegar, el equipo amarillo comienza a preparar hoy el encuentro que disputará este fin de semana en Montilivi, frente al Girona FC, en los que buscará comenzar el camino que le haga quedarse en la máxima categoría una temporada más.


La perlita croata


Por el momento la noticia más "alegre" ha sido la vuelta de Alen Halilovic, que tras disputar casi todo el partido de Copa del Rey frente al Valencia dejó muy buenas sensaciones. Tras varios meses de lesión en su tobillo derecho, el jugador croata que al comienzo de la temporada fue una de las grandes sensaciones con Manolo Márquez, se convirtió en la tarde noche de ayer en el jugador más desequilibrante de Las Palmas. Eléctrico, desbordante, veloz. Ya atrás queda el suplicio que le ha apartado del verde en esta primera vuelta de competición. Alegría para Jémez.


A la espera de nuevas incorporaciones


Con la puesta a punto de cara al último tramo de la temporada, con la llegada del nuevo entrenador, Paco Jémez, las noticias empezaron a caer como agua de mayo en la isla. Con las sorprendentes declaraciones del míster, en el que dejaba claro la limpia en el vestuario, con las bajas de Remy y Aythami Artiles, por el momento, y la reciente lesión de Sergi Samper, que se perderá lo que resta de temporada, se busca a la desesperada refuerzos que mejoren lo que ya está.


Por un lado, un mediocentro, que releve al catalán. Estos días se habla del jugador Rubén Pardo, una buena opción para crear juego en la mitad de terreno amarilla.


Por el otro, un grave problema que tiene el equipo, aparte de los inconvenios en defensa, es la falta de gol arriba. Como bien declaró Jémez en la noche de ayer, no sólo es tocar la pelota, si no meterla dentro de la portería. Pocos nombres han sonado aún para reforzar esta posición, en la que el único valuarte es el argentino Jonathan Calleri. Por el momento, suena Bebe, jugador que conoce el entrenador tras su paso por el Rayo Vallecano.